Y qué me importa!

Yo ya no tengo vida. Hace tiempo camino perdido por las calles de la ciudad intentando matar al corazón para no sentir más dolor, para no recordarte más, para no verte a cada instante, para no torturarme más. 
En esta impotencia que es vivir, la fantasía se traga a la realidad, mis sueños se desvanecen en la bruma que deja tu recuerdo. Destino sin destino ni meta, ni final. Un camino desesperado que me lleva confundido a la soledad. 
El resto ni es vida ni es nada. 
Has desaparecido de mi aunque me sonrías,  aunque te vuelva a ver un día, tú no serás tú y de mi no se qué quedará. Ya tu mirada no será la misma, esos ojos son desconocidos hoy, esos que tanto anhelé en el pasado. Si, puede que te vea algún día. Pero… 
…Otra piel me estará borrando de ti, otros besos estarán tapando mis recuerdos, otras caricias estarán abrazando tu alma. Y la mía, perdida, luchará por seguir o dejarse llevar a la inconsciencia, a la locura. 
No sé si lo que escribo lo leerás algún día, no sé si yo lo veré, no sé si es un relato a mi vida, a mis sueños de ti o a mi muerte, día en que tú probablemente, no me vendrás a despedir.

Deja tu comentario, así nos haces grande

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: