Tu voz

Tu voz

Escucharte y después,
después no hay cómo dejar de hacerlo.
Y te escucho una vez más,
ahora, mañana,
y lo mas probable
es que lo haga todo el tiempo.

Y entre todo el ruido
en el que despierta el mundo
me he quedado con el tuyo.
Es que tienes ritmo,
hasta entre pausas las palabras
se vuelven canto
para mis oídos.

Tu voz
es el violín que calma
las alteraciones de mi alma
y los ataques cardíacos
del corazón.

Mujer bonita,
he decidido que
mientras escuché tu voz
y el latir del corazón no frene,
habrá poesía.
Siempre.

Escrito por ® Agus Didier

1 comentario en “Tu voz

Deja tu comentario, así nos haces grande

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: