Padre si me oyes el día de hoy,

por favor, déjame tomar

un poco del mar de la abundancia.

Si me siento cansada de luchar por favor

llévame en tus brazos.

Si tengo que irme de esta tierra bendita,

por favor, llévame en tu regazo.

Si me siento cansada y triste,

por favor, consuélame con tu amor bendito.

Si me falta el pan y el agua,

por favor, sé misericordioso conmigo.

Concédeme la paz y recréame en la belleza

de la naturaleza.

Si un día el amor llega a mi puerta

dame luz y sabiduría para identificarlo.

Concédeme la fortaleza, la paz, para seguir luchando

y si algún día me canso

regrésame al origen para seguir viviendo.

Gracias Padre por un día más de vida,

concédeme el don de la gratitud y el perdón

y si a alguien he ofendido perdona mis ofensas.

Gracias Padre.

 

 

 

Karem Suárez