Luz de esperanza - Página de escritores

Luz de esperanza

Hoy es día en que cada uno podemos ser una pequeña flama, una pequeña y gran luz de esperanza

En mi país
En el mundo hay feminicidios.
Hemos perdido a muchas madres, a muchas hermanas, esposas, a muchas almas.
Hay homicidios, en donde hemos perdido a muchos hombres, a muchos hermanos, esposos, a muchas almas.

Nos ha dolido sin remedio
Nos ha dolido hasta límites incomprensibles e indecibles

¿Cómo y cuándo terminará esto?
¿ En dónde comenzó?
No sé con certeza
Creo que empezó cuando en casa se redujeron los limites, y el respeto a los padres se volvió cosa nimia. Creo que empezó en la permisibilidad que ablandó y cambió nuestra escala de valores.

Creo que empezó cuando los humanos comenzaron a dejar de ser humanos, olvidando el respeto por la vida ajena; la vida que un ser supremo otorgó y que ahora creemos que es manipulable por las manos terrenales.

No veo el fin
No alcanzo a ver esa luz en el horizonte que muestre que la tormenta empieza a amainar.

Mas, puedo sentir el punto de donde podemos iniciar el avance.

La tormenta ya está aquí.

Sus vientos, el oleaje invasivo, las nubes que cubren hasta la más escondida esperanza.
Puede ser que termine si las almas desparraman la magia bendita del amor puro con el que nacemos.
Creo en plena convicción, que la violencia acabará mediante un proceso largo. No de la noche a la mañana.
En un proceso que inicia con la idea de que acabar con la violencia,  sólo se puede lograr mediante la propuesta de acciones que generen paz y amor pleno.
Mediante el ser respetuosos sin importar el sexo al que pertenecemos, de utilizar con sabiduría lo que los demás nos brindan.

Mereces respeto, pero quien te lo otorga merece que no abuses al hacer uso de ello.
Mereces cordialidad y atenciones, sin abusar de ello.
Mereces expresarte mediante el respeto a los demás.
Mereces brillar y empoderarte sin querer cesar el brillo y el poder de los demás.

Hoy en este país, y en el mundo entero,  es momento de crear redes;
No de dividir ni dar lecciones de represión:
«Para que vean los hombres que pasa en un mundo sin mujeres»

Es tiempo de unirnos en una solidaridad asexual que construya puentes de cooperación.

Levante la mano cada mujer que tenga un hombre excepcional a su lado; un padre que ha sido el apoyo incondicional y amoroso, un hermano, un maestro, un hijo..
Levante la mano cada hombre que tenga una mujer excepcional a su lado;  una madre que ha sido el apoyo incondicional y amoroso, una hermana, una maestra, una hija..

¡No es momento de generar una guerra de sexos!

Es momento de vencer bajo el sello del amor pleno, divino e infinito todo aquello que destruye y que arranca la vida de manera cotidiana y a veces velada.

Sólo mediante actos plenos de amor universal e infinito se erradica la violencia.

Deja tu comentario, así nos haces grande

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Suscríbete a nuestra página

Te has suscrito correctamente al boletín

Se produjo un error al intentar enviar tu solicitud. Inténtalo de nuevo.

Página de escritores will use the information you provide on this form to be in touch with you and to provide updates and marketing.