REGRESO
Si es que vuelves sabrás que sus manos tocaron las mías
Que recorrieron a milímetros mi piel provocando mil temblores
Que quedo, muy quedo a mi oído susurró miel en palabras
Y que mis labios callados pintaron de carmín su alba
Sabrás por boca mía las promesas que me hace
Y por palabras ajenas lo que palpita en su alma
Mis besos te contarán lo que aprendí de su boca
y tal vez, mi corazón te cuente lo que él me provoca
Mas estaré aquí aguardando a que decidas volver
A recorrer sin palabras mis labios, mi piel y mi ser
A que en diminutos bocados vuelvas a tomar la miel
Que a su lado en hiel me hace perecer
AMÁNDOTE SIEMPRE
No puedo alejarme de esta añeja costumbre de querer besarte.
De las ansias locas de poder amarte.
No puedo soltarme de querer tus labios
De atarte a mi cuerpo con lazos dorados
No quiero privarte de la dulce Copa
Que bebe tu boca al tenerme en tus manos
Del pausado ritmo que toma tu canto
No puedo alejarme de tus besos tibios sellando mis labios
No puedo alejarme del impulso eterno de quererte tanto
EL TIEMPO
Ella sabía que era cuestión de tiempo
Un tiempo tan corto que no marchitó su espera
Ella sabía que era cuestión de tiempo
Porque tenía de cómplice a la luna y a los cientos de estrellas
Sabía que era sólo cuestión de tiempo porque hasta el cielo se complacía cuando cuando el ardía bajo su cuerpo
Ella sabía que era nada más que el paso del tiempo
Para tenerlo amándola hasta la misma eternidad, como amanece hoy
Cuestión de tiempo
Del que no tuvo control, porque Cronos es necio en su andar
Cuestión de tiempo
Mismo que ahora disfruta a su lado sin despedidas ni ausencias sentenciadas por el tiempo.