Demasiado tarde.

A lo mejor es demasiado tarde.
Demasiado tarde para el abrazo que dejamos para luego.
A lo mejor es demasiado tarde.
Para dar los besos que se quedaron en dos bocas mudas.
Sin iniciativa mutua.
A lo mejor es demasiado tarde para el plan que teníamos hoy, o para muchos te quieros que se quedaron dispersos en el aire.

Ahora en nuestras casas cerradas con llave,
es demasiado tarde para todos.
Por dejar las cosas en borradores que luego nunca miramos, por dejarla sin huecos archivados y también olvidados.

Nos proponemos hacer todo lo que dijimos,
pero en un mes volverán a caer bocas mudas y abrazos dispersos por el aire.

Deja tu comentario, así nos haces grande

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.