Es… Dedicado.-Con audio

magia
magia
magia

Es su mágica mirada
que discrepa
entre lo que su sensibilidad capta
y la realidad que percibe.

Es una inocente alma
que sin malicia plasma
en su cuaderno de dibujos
lo que siente.

Es la magia del ser humano
cuya mente le encarcela
provocando la demencia.

Es la vida que a tu vera,
camina
desnudando el alma,
vistiendo los momentos
plasmando
lo inesperado.

Es regalo a tu mirada
y tu te ciegas
por que es tu deseo.

Y ella hermosa crisálida
con su inocencia
y su sonrisa prendida
permite  que tu
observes y ames la vida
a través de su mirada.

Que cada cual, perciba su esencia,
la vida, tan mágico regalo.

Marijose.

Pintura al oleo realizada por Gabriela Somoza Serrano. Una hermosa alma que crea magia con sus manos. 

 

A su paso


Una ceniza entre sus dedos

eso es lo que queda

una tierra baldía

tras su paso.

Con sus ojos inocentes,

los niños con las manos

arañan la tierra

para con sus lágrimas

regar la próxima cosecha.

Mientras sus mayores

les miran

con una llama de esperanza

prendida.

Marijose.-

Gustavo y Marijose.- Hubo un día en que soñé…

Soñé

VERSIÓN 1. (*) 

Hubo un día

en el que soñé un juego

prohibido

Hubo un día

en el que jugué a soñar contigo

Hubo un día

en el que las agujas de un reloj

maldito

chocaron contra el cristal

en las arenas del tiempo

Hubo un día

dónde la agonía enredaba

que desperté…

…Y  supe entonces que la vida

es un juego

y la realidad tus sueños.

Sigo en el pasar de los años

jugando contigo,

pues solo mi mente,

lo prohibía.

************

VERSIÓN 2

Hubo un día

en el que soñé un juego

prohibido

Hubo un día

en el que jugué a soñar contigo

Hubo un día

en el que las agujas de un reloj

maldito

chocaron contra el cristal

en las arenas del tiempo

Hubo un día

dónde la agonía enredaba

que desperté…

…y esclavo del tiempo mi ser

y de la vida ordenada

decidió no volver a soñar.

Y cuando ante sus ojos se encontró

en el reflejo del tiempo

supo que era el momento

en el que la vida se fue,

la parca su reloj de arena

giró y el olvidó.

Que la vida es un sueño

que prohibirlo es locura

olvidar es el fin de la vida

que comenzamos y fenecemos con él

¿Quien soy? ¿Quien fuí?

¿Qué hago aquí?

“Esperando la barca”

¡Mira! allí se acerca.

¿Qué barca?

Caronte

*************

VERSIÓN 3

Hubo un día

en el que soñé un juego

prohibido

Hubo un día

En el que jugué a soñar contigo

Hubo un día

En el que las agujas de un reloj

maldito

Chocaron contra el cristal

en las arenas del tiempo

Hubo un día

dónde la agonía enredaba

que desperté…

… Y me deje llevar por esa ola

y respire con calma

Renací como Ave Fenix

lastrando los sueños

al mar.

******

VERSION 4

Hubo un día

En el que jugué a soñar contigo

Hubo un día

En el que las agujas de un reloj

maldito

Chocaron contra el cristal

en las arenas del tiempo

Hubo un día

dónde la agonía enredaba

que desperté…

…Y sentí tu sonrisa mirándome

y la caricia del sol

y el perfume de esa flor

que en mi almohada dejaste

y el beso que en mis labios

cada noche sentía, mientras

te soñaba.

No quise, ¡no! dejarte

pero la vida es así,

y cuando tenga una duda

escucharé a Machado

“Parábolas”

Y como él preguntaré

¿de verdad, es así?

 

(*) poema homenaje a Machado.

Os dejamos unos versos de Antonio Machado, la primera parte del poema titulado “Parábolas”

Gustavo y Marijose.

A %d blogueros les gusta esto: