25 Disparos y un deseo de @GraceKlimt

Corría el 19 de Junio del 2015, exactamente a las 7:14 P.M.  Cuando una tuitera que anteriormente seguí en su primera cuenta, volvía a abrirla, esta vez comenzando desde cero seguidores, porque ella es así de visceral, tal y cómo escribe. Ella tuiteaba:

@GraceKlimt 19 jun. 2015

¡Rápido! Decidme ¡guapa no, lo siguiente! Que me acaban de llamar Señora en la fiesta del cole, y estoy por tomar un chupito de lejía

-Y yo le respondía

@GraceKlimt Bellezón, que alegría tenerte por aquí de nuevo!!

Ella volvía y con ella muchos de nosotros a disfrutar de sus palabras. Ha llovido mucho desde entonces, y aún mucho más desde aquella primera cuenta en la que ya nos reconocimos cómplices. Las efemérides de Ruth se han convertido ya en parte de nuestras vidas, con ella disparamos y morimos tantas veces que ya somos todos zombis.

El día 1 de Diciembre de 2017, Copelia Ediciones publicaba el primer libro de Ruth Rozados Velado y pudimos tener en nuestras manos sus letras para tocarlas y poseer un poco ese dedo que nos dispara cada día afinadamente desde su gatillo las palabras más queridas de las RRSS. 224 Páginas de verdades escritas desde la valentía y sin tapujos, con la originalidad de una mujer muy grande dentro de 158 centímetros.

Para todos aquellos que aun no conocéis a Ruth, pero si a Grace, he querido que sepáis un poco más sobre ella. Y para los que aún no tenéis la suerte de conocerla o sólo leéis a @GraceKlimt os regalo las respuestas a  25 preguntas que nos muestran una pizca al menos del ser humano que hay detrás de ambas.

¡Yo si fuera tu, no dejaría de leer “TODAS MIS PEQUEÑAS VIDAS” pero ya!, que celebra su primer año editado. Por todas esas pequeñas razones que hacen de Ruth/Grace un poquito más nuestra.Gracias por mostrarnos a Ruth en estos 25 disparos y un deseo de @GraceKlimt

Disparo: 1  ¿Qué paisaje ilumina tus días?

Sus ojos, siempre sus ojos.

2  ¿A quién dedicas tu primera mirada cuando amaneces?

Por desgracia, al móvil para apagar la alarma, somos animales tecnológicos.

3  ¿Quién o qué cosa o situación te roba el sueño?

El miedo atener miedo y bloquearme.

4  ¿De qué color son tus recuerdos?

Suelen ser de color ocre, los recuerdos siempre vienen con un filtro antiguo.

5  ¿Eres más de té o de café, de vino o de cerveza, de burbon o de ginebra, de tequila o pacharán?

De café suave, de vino tinto, de ginebra, y de pacharán, sin duda.

6¿Cual es tu comida favorita?

Las lentejas, ya, lo sé, estoy loca, pero alguien tiene que estarlo.

7¿Cuántos hermanos tienes?

Tengo una hermana sin la que no sabría vivir.

8¿Crees que sólo nos enamoramos una vez?

Creo que somos capaces de enamorarnos constantemente, y menos mal.

9  ¿Cómo te ves de aquí a diez años?

Luchando, seguro.

10 ¿Llegar a anciana es tu meta?

Vivir es mi meta.

11 ¿Se puede ser feliz sin tener dinero?

Ojalá que sí.

12 ¿Crees que algún día, aunque sea en un futuro muy muy lejano, hombres y mujeres serán iguales?

Suena como una enorme utopía, pero en ello estamos muchos.

13 ¿Te mojas en política?

Mojarme qué es, decir a quién voto?

14 ¿Cómo luchas contra las injusticias sociales?

Trabajando, pertenezco al sector de los servicios sociales y la sanidad, luchar contra las injusticias y la desigualdad es parte de mí día a día.

15 ¿Qué te pone de los nervios?

La cobardía, la mentira, la manipulación, la envidia, el interés, la maldad.

16 ¿Un defecto tuyo que no soportas?

Uy, son tantos, soy realmente insoportable, pero bueno, me soportan.

17 ¿Cómo puedo hacerte sonreír?

Cuidándome.

18¿Cuántos libros tienes?  y ¿Cuántos más vas a publicar?

Publicado tengo uno, otros tres más en los que colaboro, y laestantería de casa repleta de joyas… ¿publicaré más?, quién sabe.

19 ¿Una vez empezaste de cero en twitter, de qué te sirvió?

Me sirvió para tomar distancia, perspectiva, y volver a aprender que twitter sólo es twitter, y la vida, es lo real.

20¿Cuánto tiempo le dedicas al móvil a diario?

Más del que me gustaría, hasta la lista de la compra la llevo en él.

21 ¿Qué le debes a twitter?

Risas, emociones, amigos, alegrías, y escribir, a twitter le debo mis vidas, pues nacieron ahí.

22 ¿Sería posible la vida sin RRSS?

Antes de ellas lo era, ¿verdad?.

23 ¿A quién se encomienda Grace en los momentos difíciles?

A mí misma, y a mi cama y a las lágrimas, no soy muy de rezos, soy más de dramas.

24 ¿A cuantostuiteros meterías en el Arca de Grace?

Tengo una pequeña lista de amigos, ya no tuiteros, así que el Arca sería para ellos.

25 ¿Estudias o trabajas?, y no es que quiera ligar contigo

Estudio y trabajo, y cuido de mis enanos, de mi chico, de mi familia, de mi casa, y si puedo a veces incluso de mí.

1 Deseo- ¿Me dirías uno sólo de tus deseos para el año nuevo?

No volver a llorar.

Por @carlaestasola

Gracias Ruth.Esta fue la imagen de mi tuit para ti.

Ella
Carla Duque es el pseudónimo de una mujer que no creía en sí misma. Aprendió a integrar en su vida cotidiana todos los grandes adelantos de la tecnología desde hace tanto que no alcanza a recordar, lidiando con todo tipo de engendros con teclados. Sobrevivió al cambio de siglo adaptándose a su entorno, no sin esfuerzo. Fue acusada en juicio sumarísimo de huir de la realidad con este personaje, no sabían sus jueces que nada había más lejos de su realidad que la vida real.

Yo
Soy en la medida en que me dejo llevar por las teclas, procuro con toda la torpeza comprensible en una advenediza, enlazar sílabas, componer palabras que se asocien entre sí expresando todo aquello que mí día a día no me permite expresar.

Desde niña me desahogué ante un folio y traté de asesinar mis recuerdos, más todo acababa siempre en una papelera, una hoguera, o en un cubo de basura, siempre hecho añicos.

Llego al mundo bloguero y monto mi primer blog en el año 2008. Luego, mi inconstancia me llevó al olvido. Volvía en el 2011 con otro, y otro blog… Pero no fue hasta el 2013 cuando surgió “La Mala Rosa”, le siguió “Subversión Labial”. No fue hasta mi colaboración para “El Poder de las Letras” desde hace dos años al que debo mi recién estrenado metodismo. He conseguido a regañadientes sentarme con periodicidad a escribir para mi cita de los viernes con los lectores.

Y hasta aquí puedo escribir, el futuro es incierto, sigo sin creer en mí misma, pero no cejo en el empeño de conseguirlo algún día.

LO QUE TUVIMOS UNA VEZ

LO QUE TUVIMOS UNA VEZ

Era tarde y el tren llegaba con retraso como de costumbre, estaba sentado y mirando a mi alrededor como su fuera mi última noche, había una pareja de enamorados exhibiendo todo su amor con besos.Delante de la estación de tren se encontraba la iglesia que era muy bonita con una campana enorme que era la atracción del pueblo, agaché la cabeza y empecé a pensar de porque diablos no le dije a la mujer de mi vida que se viniera conmigo mientras yo acababa mi doctorado en otro país, la deje escapar y eso no me lo perdono. Si, ahora regreso después dedos largos años, y cada día pensaba en ella de como paseábamos por la orilla dela playa mientras nos reíamos y éramos felices, de como le dije de muchas maneras que la amaba y ella me correspondía con una sonrisa. En cuanto llegue a mi casa pasaré por delante de la chocolatería donde nos conocimos y justo encima vive ella.

Me invadía la luz regalada por las modernas lámparas Led que acababan de poner enla avenida y, parecía que me retaban ante su parpadeo

-Díselo – Que te mire de frente y le puedas decir que la amas

Había pasado tanto tiempo. Demasiado tiempo y mi corazón dudaba de cómo reaccionaría ella; pero avancé y me dirigí a su casa, andando en pesados pasos ante la duda de su respuesta.

Respiré hondo al llegar a la dirección y descubrí con ventura que el portón estaba abierto: como si el destino, en un juego corrupto y premeditado hubiera preparado todo para volver a tenerla frente a mí.

Un escalón, dos, tres; y sin sentirlo estaba frente al número 132 que me decía – toca- es tuya.

Así que cruzando los dedos y con un remolino de mariposas dentro de mi estómago, toqué con la esperanza de verla salir y con el velado miedo de lo que pasaría si no salía, o si salía dijera no a mis plegarias.

Sonó el cerrojo y finalmente aparecieron sus hermosos ojos ante mi mirada que le gritaba ya, cuánto la amo.

-He vuelto. Por ti. Dime que . . .

-No pude terminar la frase. Se abalanzó sobre mí conel más brioso impulso y con el beso más esperado las últimas horas.No vuelvas a irte sin mí

-Nunca. prometido queda, a tu lado para siempre.

Las luces led de las lámparas de la calle, ahora titilando, son cómplices de nuestro amor cada que avanzamos por las calles tomados de la mano, abrazados por la luna, mientras ensilencio nos juramos amor eterno.  Amor para toda la vida

Pedro Altamirano y Nora Arrieta

Autor Pedro Altamirano, me encanta el mundo de la informatica soy community Manager y hasta hace muy poco no sabía que tenía la capacidad de escribir donde conocí a gente maravillosa en la red y formamos un sueño ” El poder de las letras”.

Encapsulando momentos

Entre los árboles la observaba, sin moverse, pendiente de cada uno de sus movimientos, no estaba demasiado acostumbrado a la presencia humana y aunque la curiosidad le llevaba a quedarse quieto y no internarse en la frondosidad del bosque, su estado de alerta estaba presente. 

Él la dejó acercarse, tal vez demasiado, pero ese caminar con calma sin apenas hacer ruido, no le inducia la necesidad de refugiarse. Su rostro reflejaba ternura y en la mano la cámara fotográfica aunque ya con poder recrear su mirada con su presencia era suficiente premio. 

Una explosión de emociones borboteaban  en ella y por un momento temió no poder controlarlas y que tan hermoso ser se alejara.  Se sentó enfrente de él, algunos fotógrafos posiblemente le hubieran dicho que aquello era una temeridad, pero ella estaba tranquila y enajenada; hipnotizada por sus ojos esmeraldas que te exploran las entrañas.

Ninguno de los dos se movió ni realizó ningún gesto, ambos permanecían quietos como si se estuvieran estudiando el uno a otro y así era, al menos ella se imprimaba en cierta manera de las manchas de su piel, de su porte que no envolvía ni producía miedo, de la ausencia de agresividad de su rostro. Una pose serena que no estaba segura de poder encapsularla.

Un abrazo es lo que le apetecía darle y sentarse a su vera tomando su pata sin miedo a sus garras.  Dejar que despertará esa unión que través de los ancestros nos arraiga con la madre tierra.

El bosque en el que habita  lugar donde la vida bulle, la algarabía es una constante y espectáculos como este, no son precisamente una rutina. Las dunas donde se esconde entre la retama, las carreteras que en medio de sus sendas, se ubican y es la muerte muchas veces compañera. Todo eso y más pasaba por su mente mientras decidía si cogía la cámara o simplemente se quedaba ella con ese regalo de vida.

No quería asustarlo y muy despacio fue cogiendo su cámara que a su lado había dejado cuando se sentó en la arena. Él no se movió, sin duda le gustaba su presencia y ella le retrató, pero aún se quedó un rato mirándo-lo  hasta perder su rastro, mientras se giraba sobre si mismo y con la misma serenidad que portaba, se adentraba en la frondosidad del bosque.

Su alegría era sincera, pues además de haber tenido la posibilidad de admirarlo, también había encapsulado ese momento que podría recordar si en algún momento dado, se le olvidaba que la naturaleza nos regala vida y no debemos contribuir los seres humanos a destruirla. Pues aunque muchos no lo entiendan o crean, nos destruimos a nosotros mismos, cuando así actuamos.

Y además en este caso un animal en vías de extinción que gracias a diversos programas medio ambientales se ha ido recuperando y volviendo a habitar ciertas zonas. 

Es tu mirada un océano

en tus ojos la llama

entre tus zarpas caricia

que pierde fronteras

y rompe silencios

 “la vida”

@  Marijose y sus letras

@Teresa Palacios y sus fotografías.

Soy escritora, cada dia aprendiendo como en el diario caminar. Mi pasión las letras “siente la música de la vida, aún en el desierto,cuando el viento te envuelve, suave, cálidamente”
Marijose, ¿Cuantos años escribiendo? No lo se, siempre.
Antologías muchas, a duo varios, 15 libros y uno solidario.
En la web Internacional de escritores independientes del Poder de las letras y ocasionalmente en Prensaldia digital, Malagaldia digital y Globatium hispanolatino.

Y  recuerda en ti esta todo lo que necesitas. amor, es el reflejo de la luz que habita en tu anterior.

Escribir es vivir la vida en el sentido más amplio de la palabra, esa pasión con la que se deleita el cuerpo, el ser y la mente.

Ese espíritu que busca cada mañana ser un poco mejor. Un escalón subir con el amplio saber del anterior logrado. Ser en su más amplia interpretación en el que el tener poco o nada tiene que ver.

Hacer algo por el simple hecho de que te apetece y te hace sentir bien.

Sed de calma y quietud, de sosiego a la vez que la vida es plena.
La vida es armonía y cadencia, es sonido y amor.

Pasiones, la vida esta llena de cosas y personas maravillosas que embellecen y dan luz a tu ser a tu cotidiano vivir.

Escribir, desnudar tu ser, tu alma, tu deseo, tus anhelos, tus miedos. Sentir. Transmitir es la palabra que mejor encaja con la palabra escritor.

Ganas todas. Fortaleza y decisión, amor.

Las letras son pasión, son medicina, son amor, son amistad, son todo un compendio de significados aun sin crear.

Yo soy como soy. Marijose sin más. Una mujer sencilla que da sin pedir nada a cambio. rebelde con las injusticias, curiosa más aun con el saber y no más. Luz que desea a todos a los que en su camino encuentra y si ayudar puede, lo hará, no lo dudes.

Marijose, esa soy yo.

A %d blogueros les gusta esto: