Página de escritores

Relatos,poesías,poemas y literatura

La musa

La musa

¿En qué estabábamos tu y yo?

que no sé si íbamos o veníamos.

Si nos mirábamos y sonreíamos,

o nos evitamos para autoherirnos.

¿En qué estamos en este momento?

en que la edad ya te permite saber lo que está mal,

de lo que está bien y,

aún así,

seguimos buscando excusas,

echando culpas,

señalando enemigos,

inventando motivos.

Reflexiona, dime,

¿valoraste bien

el momento que el tren paró

y yo me lancé de lleno a esa puerta?

Tu puerta.

Abierta.

Debía ser ya.

Y ahora.

 O dejarte pasar.

Y no lo pensé, actué como sentí.

Jamás me arrepentí.

Una aventura maravillosa,

auténtica.

Una soñadora.

Pero después,

jamás observé en ti

ese orgullo de saberme única.

Nunca me sentí merecedora.

Me rendí.

Cuando comprobé que jamás sería tu musa.

 Y ¿ahora?

Como dos extraños frente a frente.

¿Dónde quedó el placer?

Ese que nos secuestraba de todo y de todos,

día y noche.

¿Y el amor?

Tal vez nunca existió.

Que sé yo.

Tonta niña estúpida,

que creyó ver en tu persona,

el mítico príncipe azul

con su invencible armadura.

 

By Miriam Giménez Porcel

About Miriam Giménez

Adoro escribir y contar desde mi punto de vista, que la vida es todo lo bonita que nosotros la queramos vivir.

9 Comentarios

  1. Muchas veces nos pasa querida Miriam, idealizamos el amor y nos entregamos de pleno a la persona en la que creemos ver cumplido nuestro ideal y después, con el tiempo vemos que nos hemos equivocado…no hay príncipes azules, pero como todo en la vida esa experiencia nos hace más fuertes. Me ha encantado amiga. Besazos muchos guapísima.

    • Exactamente amiga, tendemos a idealizar las cosas y a pretender que se hagan como uno lo haria y ni existe el principe azul ni la princesa perfecta. Gracias por tu comentario.

  2. muy bueno gracias por compartir

  3. No tenemos remedio, vemos un ser único donde sólo hay una persona. Un beso.

    • Creo que es inevitable esto. Va dentro de la misma palabra amor como cada uno lo sienta. No debería ser así. No existe la perfección e idealizar a las personas tampoco es bueno, pero al final, siempre el amor y lo que se siente y lo que no, da mucha idea para unas bellas líneas. Gracias por comentar Carlos!!!!

  4. es el resultado de alguien que confió en la otra persona y se da cuenta que hay un vació, que los momentos antes compartidos no abrían de ser tan completos, se da cuenta que no es tan real esa mirada que antes lograba penetrar su interior

Deja tu comentario, así nos haces grande

A %d blogueros les gusta esto:
Copyright-protected by Digital Media Rights