Fragilidad del tiempo

 

En el frágil hueco de un instante,
abrióse un día la quimera olvidada,
aquella que guardó por siglos
los ojos del ayer.
Vertiginoso es el tiempo
que enmudece a cada momento,
arrancarle una milésima
parece imposible,
pero en el milagroso quiebre
traspasó el pasado,
atándose con fiereza
a los bordes de mi sostén.
¡Brújula esquiva!
Diste dirección errada,
perdida la brecha,
se cerró el portal.
Y ahora derramadas
cascadas en el vientre,
sollozan las desesperanzas
de unos pasos más.
De vuelta a los siglos muertos
se marcha la aurora,
se entierran los colores de un amanecer.
Perdida en la línea partida del cielo,
hoy sucumbo al adiós,
no volverá a aparecer.
Impotencia en letras,
tristeza de vida,
ilusiones ahogadas
en el silencio mortuorio
del eco de un corazón.

Viviana Lizana Urbina

About viviana